buscador

Búsqueda personalizada

jueves, 27 de octubre de 2011

PALABRAS PARA NÉSTOR





A veces, tengo la sensación profunda de que no estoy haciendo todo lo que pudiera y que no voy a llegar a concretar mis anhelos más postergados. Eso me genera cierta frustración que no puedo poner en palabras pero me causa un desasosiego atroz.

El tiempo, el implacable, el que pasó, tiene la culpa de mis sufrimientos existenciales inconfesados.

Los que no tememos a la muerte sabemos que el único reparo ante esa fecha última es llegar lo más satisfecho posible. No estoy hablando de cosas sino de alegrías. Los proyectos que encierran utopías son los más caros regalos que nos da la vida. Y si esas utopías alumbran conquistas, y si esas conquistas se multiplican, entonces, estamos listos para partir si así nos toca. Seguros de que muchos tomaran la posta.

El flaco aprovechó el tiempo. Por eso creo que Nestór murió feliz. Hizo todo lo que pudo y más. Por eso no lo vamos a olvidar. Por eso es historia y es presente en nosotros. Y es futuro en el pueblo.


1
¿Qué sentiría el flaco a solas, mirando por la ventana?

Ella lo abrazaba en silencio, y miraban juntos hacia el futuro.

Un turbión de problemas oscureció sus mañanas, una mañana después de que fue elegido.

¿Qué le pasaría por el bocho? ¿Intuía las críticas furibundas de algunos de quienes serían beneficiarios de sus acciones?

Ese corazón remaba contracorriente con tanto ahínco, y a pesar de los contreras, de los del mismo palo que entorpecían la marcha, que parecían varios adentro de ese cuerpo desgarbado.


2
Siempre nos sorprendió. El flaco se divertía con eso.

Su muerte nos agarró desprevenidos. Igual que cuando vivía, eligió su modo de morirse y nos pasmó. Sus acciones nos desconcertaron hasta maravillarnos por lo valientes, inesperadas, conmovedoras.

Sorpresas. Sus enemigos no soportaban no poder anticipar sus decisiones, sus movidas. Odio. Como cuando un talentoso con sus fintas deja descolocados a sus rivales, y una patada artera va directo a la tibia para quebrarle la alegría. Impotentes, las zancadillas se juntaron, hicieron cola para intentar detenerlo. No pudieron.


3
Día 27. ¿Por qué lloramos? Nos pesa el aire. El día se estanca en la tristeza. Nos duelen los ojos, la cabeza, el alma. El flaco se fue y no vuelve. La muerte vino, tomó su presa y se marchó. No sabemos porqué siempre atenta contra los pobres, los olvidados y los que hacen algo por nosotros.

Los peronista la sabemos lunga, esa de perder, de sufrir, de morir. Y con una insistencia obstinada, como un resorte vital que nos empuja la indignación hacia afuera, nuestra vida se resiste a la ignominia, y pelea, y pelea contra la injusticia. Estamos condenados a pelear y resistir porque no queremos transitar este camino como gusanos. Somos seres humanos. ¿Qué nos diferencia de nuestros hermanos los animales? La sonrisa. Esa que por un momento se detuvo con tu muerte Néstor, pero que al recordarte y seguir tu ejemplo la volvemos a recuperar. Esto recién empieza...


4
Quizá, estaba despidiéndose.

Sabía que el cuore seguiría fallando, y no valía la pena parar la moto. Era un buen augurio la certeza de continuidad. El Proyecto tiene miles de herederos, llenos de amor y compromiso. Los retoños aseguran 100 años de gloria para la causa nacional.

Ya está ─sintió─ qué más puedo pedir.

Aquel 14 de septiembre de 2010, nos encontramos con los compañeros del Movimiento Peronista Bloguero en la esquina del Luna Park, a la tardecita, en medio del sol que anticipaba la primavera y un fervor inusual.

¡Qué raro me siento de no poder hablar! Vengo de una operación complicada y no es aconsejable cazar el micrófono. No importa, lo hará ella, que es lo mismo, somos uno.

Estábamos felices. Fue la última vez que vi a Néstor.


5




6
Gracias Néstor. Con vos recuperamos nuestro país, somos Suramérica, de nuevo. Tenemos algo muy importante para legarle a nuestros hijos, el orgullo nacional, el compromiso y el amor a la patria. El presente es nuestro, el futuro: un monton de utopías por hacer...



Daniel Mancuso

2 comentarios:

chela dijo...

Tengo la cabeza, el alma, el cuerpo entero tan lleno de palabras y sensaciones que es imposible hoy postear. Pero no dejo de leerlos a ustedes y empatizar con cada emoción y cada letra. Las acciones políticas y las estrategias del estadista son importantes, pero - para una mujer comun - haber recuperado el orgullo, la dignidad, la identidad y la esperanza es lo máximo. Gracias, Nestor.

Columna Norte dijo...

Gracias Néstor, te debemos mucho.
Un saludo,
Ikal

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

hermanos

hermanos

blogs N - Z

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen

hijos de puta

hijos de puta