buscador

Búsqueda personalizada

martes, 8 de febrero de 2011

ELLOS TAMBIÉN SON GOBIERNO






Confundir y ocultar son verbos que los amigos de lo ajeno conocen a la perfección. Las minorías privilegiadas de todas las épocas y todos los rincones los han utilizado para medrar
a costa de las mayorias populares.

Ellos mejor que nadie saben que el público se renueva, y entonces su constante goteo ideológico trasciende los almanaques para prolongar la dominación y las haciendas. La apropiación de los medios de difusión masiva es una de las acciones acordes a tales objetivos.

Esto que algunos llaman la pelea de Clarín con el Gobierno, no es otra cosa que lo que viene sucediendo hace 200 años, hace 2 mil años... los conflictos se parecen (en esencia): los pueblos sojuzgados y los Romanos, los herejes y la Inquisición, los patriotas y los godos, las montoneras y los unitarios porteños, civilización y barbarie, peronismo y Unión Democrática, resistencia popular y la fusiladora, dictadura genocida y los 30.000...


1
Hoy, Clarin y sus satélites prolongan la guerra por otros medios; todo su accionar se encamina a derrotar al enemigo (el gobierno nacional) a través de mentiras, calumnias, tergiversaciones, ocultamientos, falacias varias... El propio arengó a su tropa con impune crudeza: "estamos en guerra contra los K", dijo en más de una oportunidad, bajando línea a sus generales y coroneles.

¿Por qué tanto odio desde la oposición, el monopolio, los empresarios neoliberales... hacia el gobierno nacional?

Lo que sucede es que, por primera vez en mucho tiempo, se devela la verdadera trama de poder en la Argentina: el poder no está sólo en el gobierno, sino que el verdadero poder fáctico, el más grande que durante décadas gobernó nuestra patria e impuso sus dictados está desnudo y a la vista de toda la sociedad. Un combo entre las corporacion agroexportadoras, los empresarios industriales, los medios hegemónicos, la embajada de EE.UU., el FMI, los bancos, etc... Clarín y compañía oficiaron de voceros del establishment, y además son más papistas que el Papa, más sanguíneos, inescrupulosos, beligerantes... y se acostumbraron a la impunidad del pederasta.

Desde 2003, el Estado nacional se puso de pie y comenzó el cambio de paradigma: las cadenas que ataban la soberanía nacional comenzaron a romperse de la mano de Néstor y Cristina. Primero fue la derrota del partido militar (Baje ese cuadro...), luego el aborto del ALCA en Mar del Plata, arrojamos al olvido el yugo del FMI con la quita de la deuda, resistimos el apriete agrotóxico y los 3 meses de cortes de rutas, aprobamos por amplia mayoria parlamentaria la ley de medios pese al bombardeo mediático opositor, y seguimos el camino de las conquistas sociales.


2
Ya en 1957, Juan Domingo Perón anunciaba las tretas y argucias de los medios de confusión, vea lo que decía el viejo Presidente en CLARIN, LA SIP Y PERÓN.


3
Decíamos en PERIODISMO Y PODER ECONÓMICO...


    El primer paso es el ocultamiento de la existencia de un poder real que -en mayor o menor medida, pero de manera casi constante- ha manejado, a través de dictaduras o democracias sujetadas, según las circunstancias, la vida de millones de argentinos. A partir de allí, el discurso multimedia le otorga el poder real al Estado al mismo tiempo que lo identifica con el Gobierno. Consumada la operación, los grupos económicos más concentrados de la Argentina –el verdadero poder real, representado por la Sociedad Rural, la Asociación Empresaria Argentina, cierto sector de la UIA, el Grupo Clarín, etc...– entran en escena como simples actores, víctimas de los caprichos de un Estado-Gobierno autoritario y omnipotente. Y mediante esa auto-victimización –potenciada por la sensación de inseguridad, la falta de seguridad jurídica y otras yerbas falaces– buscan la solidaridad de buena parte de la mediocre argentina, de peso decisivo en un año electoral...


4

Está más que claro, no todo es como lo muestran por ahí. Una de las cortinas de humo más utilizadas es la de hacernos creer que el gobierno es el poder Ejecutivo; y que todo lo que sale mal es por culpa del Presidente de la Nación. Nuestra democracia consta de 3 poderes. Volvamos a la olvidada Constitución Argentina...

  • Primera Parte, Capítulo Primero: Declaraciones, Derechos y Garantías: dice el Artículo 1°- La Nación Argentina adopta para su gobierno la forma representativa republicana federal, según la establece la presente Constitución.

  • En la Segunda Parte, AUTORIDADES DE LA NACION (Título Primero - Gobierno Federal, Sección Primera - Del Poder Legislativo), dice el Artículo 44- Un Congreso compuesto de dos Cámaras, una de Diputados de la Nación y otra de Senadores de las provincias y de la Ciudad de Buenos Aires, será investido del Poder Legislativo de la Nación.

  • En la Sección Tercera (Del Poder Judicial, Capítulo Primero, De su Naturaleza y Duración) dice el Artículo 108.- El Poder Judicial de la Nación será ejercido por una Corte Suprema de Justicia, y por los demás tribunales inferiores que el Congreso estableciere en el territorio de la Nación.

Esto significa que: los 3 poderes del Estado funcionan de acuerdo a lo establecido por la Constitución; que la Presidenta hace ni más ni menos que lo que sus artículos prescriben; que el ejecutivo respeta y acepta cada votación que emana del Congreso y cada resolución que sale de los tribunales.

Por eso, la denostada (por el monopolio y la oposición) ley 26.522, que fue votada en el Congreso Nacional, está vigente democrática, legitima y legalmente. Sin embargo, pese a los resultados en la Cámara de Diputados: 147 votos a favor (con 3 abstenciones y 3 en contra), ; y por 44 certezas contra 24 falacias en la Cámara de Senadores, no podemos disfrutar de los derechos conquistados, en pleno. Argucias judiciales favorecen a los poderosos medios concentrados.

El monopolio Clarín y sus satélites desinformativos se resisten a obedecer las leyes y la Constitución nacional. Con ayuda de jueces adictos subordinados a los caprichos corporativos, insisten en detener la aplicación de la nueva ley 26.522 de la democracia, y No Cumplen la LEY.



5
La oposición política no puede (y no debe) acusar de antidemocrático al poder Ejecutivo de modo tan irresponsable: cada ley que se ganó en el Congreso, cada decisión que se tomó, está ajustada a Derecho. Las acusaciones y críticas infundadas, y el desparramo de dudas sobre todo el accionar gubernamental es una maniobra desleal y una peligrosa práctica antipolítica que no beneficia sino a los enemigos de la democracia.

Ellos también son gobierno, participan en forma proporcional a los votos conquistados; su mezquindad los ciega y los llena de odio. No pueden torcer el rumbo trazado desde 2003, no soportan las derrotas legislativas, no conciben la ampliación de derechos a las mayorías (y a las minorías tampoco). Se unen al coro de PAPAGAYOS desorientados que exudan resentimientos de clase, van hacia el fuego como la mariposa, la historia grande los pasará por arriba.

A la Presidenta la votó el pueblo
. Pese a padecer un vicepresidente traidor, una oposición legislativa reaccionaria y sin ideas, y una gran cantidad de jueces adictos a los sobres del poder económico, hemos avanzado mucho.

¿Te imaginás todo lo que podríamos hacer sin esta lacra mediocre y cipaya?


Daniel Mancuso

No hay comentarios:

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

hermanos

hermanos

blogs N - Z

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen

hijos de puta

hijos de puta