buscador

Búsqueda personalizada

miércoles, 16 de febrero de 2011

ALMORZANDO CON VAN DER KOOY






¿Usted se hubiese sentado a almorzar con el dictador Jorge Rafael videla, en 1977?



¿NO? ¿Seguro, segurísimo? ¡Qué lástima! Si se hubiese sentado con Videla, quizás hoy fuera periodista estrella del grupo Clarín, podría editorializar en el pasquín de la trompetita destituyente y hasta tendría un programa de cable donde podría decir sandeces con aires de intelectual esclarecido...

¿Vio lo que se perdió por no HABER SIDO CÓMPLICE de la dictadura genocida?

Jódase, siga en el anonimato; Eduardo Van der Kooy hizo las cosas bien y ahora es reconocido.

Y aunque analizar los textos de los periodistas a las órdenes de Héctor Margneto es muy aburrido, porque todos repiten constantemente los mismos procedimientos, deslizan perfidias, construyen falacias, y terminan confundiendo a los ingenuos lectores, que a veces, no pasán del título de la nota, vale la pena leer a Van der Kooy...


Hoy, Eduardo Van der Kooy, otrora niño mimado de Videla publica este manifiesto colonizado intitulado: La escalada, un ardid kirchnerista para vengar la ausencia de Obama...


  • Cristina Fernández llamó ayer desde El Calafate a la defensa de la soberanía nacional . No existe que se sepa, fuera del histórico reclamo por las Malvinas que siempre desvela a la Argentina, ningún conflicto de fuste que esté poniendo en riesgo aquella soberanía. ¿Por qué razón, entonces, la convocatoria presidencial?

Los conflictos son de diversa índole, Eduardo, no sólo armados. No hace falta una guerra para tener un conflicto de fuste. La soberanía la perdimos durante la década del 90, por ejemplo, cuando el neoliberalismo se adueño de nuestras vidas. Y ese, sí, era un conflicto de fuste. Miles y miles de argentinos, millones, perdieron su trabajo y su dignidad. Usted no se acuerda porque vivía en una burbuja cínica en donde viven todos los cipayos, pero pasó, no le miento, créame.

  • Difícil no vincular las palabras de Cristina a la renovada tensión con los Estados Unidos a raíz del avión militar que trajo a Ezeiza pertrechos para un curso de adiestramiento especial en el que participarían 40 oficiales de un grupo de élite de la Policía Federal. El Gobierno asegura que se intentó ingresar al país material no autorizado. Washington admitió algún error en el listado pactado previamente por ambas administraciones, pero se manifestó “sorprendido” por la destemplada reacción kirchnerista. En especial de su canciller, Héctor Timerman, que ordenó incautar algunos de esos materiales pese a que la propia Aduana estimó que no se estaba en presencia de ningún ilícito .

No hubo ningún ilícito de índole «PENAL», pero se estaba tratando de ingresar material no declarado y eso es un ilícito aduanero, Eduardo. ¿Usted nunca viajó, no pasó por la aduana? ¿Por qué no va a Nueva York e intenta pasar un frasquito de perfume a ver si lo dejan?

Le cuento, Eduardo, no somos una provincia yanqui, tampoco un estado de la unión, somos una repúblic independiente y tenemos Aduaana, ¿vio? Lo que no se declara antes, no pasa.

  • Sería vano intentar establecer que grado de razón asiste al Gobierno para semejante reacción y en que grado de irregularidad habría incurrido Washington. Barrida esa hojarasca, el sentido común indica una cosa: el conflicto pudo saldarse sin tanta alharaca política y pública. No por tratarse de EE.UU. con quien el Gobierno tenía una relación bilateral amesetada pero normal. Quizás si, en cambio, por haber sido la nación que mas ayuda brindó en los años kirchneristas a los agentes especializados en la lucha contra el narcotráfico. Mas de 4000 miembros de todas las fuerzas recibieron aquel entrenamiento.

¿Sería vano? ¿Sería vano intentar establecer que grado de razón asiste al Gobierno? ¿Pero a usted qué le pasa? ¿Es idiota o juega para el enemigo? Usted es un desfachatado, y me quedo corto, ¿sabe?

Usted no tiene sentido común, usted intenta manipular el sentido común, construír uno para que los intereses corporativos engorden sus cuentas bancarias (la suya y la de sus patrones).

Además, tanta alharaca política y pública la provocaron ustedes, defendiendo los intereses ajenos en vez de los nuestros. Ya lo hemos explicado en...


1) SUBORDINACIÓN Y PERFIDIA;

2) CIPAYOS AND "SMART POWER"

3) LA LEY Y EL ORDEN


El gobierno argentino aplicó la ley, ni más ni menos, defendió la soberanía nacional, y punto.

  • A la reacción del gobierno de Cristina habría que escarbarla bien para descubrirle una explicación . En ese rastreo se descubriría que el poder kichnerista desató una escalada ni bien supo de la ausencia de Barack Obama , en su próxima visita a la región que sólo incluirá a Brasil, Chile y El Salvador.

    Apenas tres días después de ese anuncio, que el propio mandatario demócrata hizo en el Congreso, Timerman declaró que las relaciones bilaterales son “buenas” aunque en distintos temas “lamentablemente no tenemos los mismos intereses” . Hasta llegó a insinuar que la presencia de Obama en la región podía responder a la intención de vender armas. Luego se rectificó.

Está claro que no necesitamos a Barack Obama, como no tuvimos necesidad de George W. Bush, para ser felices, para recuperar al Estado, que la Economía siguiera creciendo, los derechos sociales se reconquistaran, los jubilados recuperaran su alegría, se construyeran escuelas y caminos, se vislumbre un futuro de esperanzas. Nuestras relaciones con son buenas porque no nos meten el dedo en el culo como antes, ¿entiende Eduardo?

  • Continuó su recorrido afirmando que la Policía Metropolitana, que responde a Mauricio Macri, enviaba efectivos a adiestrarse a una escuela militar de EE.UU en El Salvador donde enseñaban a torturar. La réplica salvadoreña fue lo de menos: el propio gobierno K y el de Daniel Scioli confirmaron que a esos mismos cursos habían sido enviados miembros de la Federal y la Bonaerense.

    El canciller fue, también, quien comandó el operativo de requisa del avión militar de los EE.UU. donde, según sus dichos, se escondían drogas no autorizadas y tecnología para supuesto espionaje.

    Timerman no pareció actuar, en ese caso, con la discreción que exigiría cualquier manual básico de diplomacia sino, mas bien, con la rusticidad de un elefante en medio de un bazar. Convirtió una cuestión diplomática en una discusión pública de rivalidad política.


Ya hemos explicado el tema de la escuela de El Salvador en MACRI, TERRORISMO Y POLICIAS PRO.

Está más que claro que la escuelita "democrática" ILEA (International Law Enforcement Academy ) gringa de El Salvador es una friendly face of American imperialism... y no lo decimos nosotros, lo dice el diario Boston Globe en una entrevista con el ex subsecretario de Defensa de EE.UU., Joseph S. Nye Jr., a propósito de su libro The Future of Power.


  • Quizás el canciller sangre, todavía por la herida que le abre la ausencia de Obama. Timerman intentó revertir ese revés hasta último momento, pero no tuvo suerte. El 10 de enero, durante su entrevista con Arturo Valenzuela, el subsecretario de EE.UU. para América Latina, realizó un pedido para que Obama incluyera una escala en Buenos Aires.

    Valenzuela respondió con comprensibles vaguedades.

    Dificilmente, mas allá de su buena voluntad, el subsecretario hubiera podido torcer una decisión del Departamento de Estado y la Casa Blanca que tendría viejos fundamentos . Tampoco Valenzuela se fue demasiado contento de su paso por Buenos Aires. Ciertos mensajes oficiales sobre su agenda lo enfadaron: la sugerencia de que no se reuniera con ningún dirigente de la oposición, la condición de que si hablaba con Scioli, cosa que hizo, también se encontrara con algún mandatario de inconfundible cuño K . Ese fue el motivo de su diálogo con Sergio Uribarri, de Entre Ríos.

Lo que diga Valenzuela, como lo que diga Silvio Berlusconi, y todo todo todo lo que decís vos, Eduardo, eso sí es hojarasca...

  • Timerman no es, tal vez, el único responsable por la ausencia de Obama en la Argentina cuando el mes que viene visite la región. Pero cuesta creer, por un montón de razones , que desde su sillón de canciller haya sabido sostener relaciones bilaterales que tampoco supo conducir cuando fue embajador en Washington. Timerman está mas pendiente de la supuesta reelección de Cristina, de los opositores, de los medios y de cualquier atisbo de riña menor, que de las viscisitudes del mundo.

    El kirchnerismo siempre ha tenido el hábito de usar las relaciones exteriores para sus necesidades de política doméstica.

    Lo hizo Néstor Kirchner con la impopularidad de George Bush, en el 2005. Lo hizo con Uruguay, incluso, cuando estalló el conflicto con Botnia.

    Cristina y su canciller parecen seguir esa misma escuela, decepcionados con Obama y subidos al pleito del avión.


Cuando tenés razón, tenés razón, Edu.

Es cierto: El kirchnerismo siempre ha tenido el hábito de usar las relaciones exteriores para sus necesidades de política doméstica. ¿Para qué te vamos a mentir?

El fortalecimiento de los lazos latinoamericanos, la construcción de la , el crecimiento del bloque regional sudamericano y las relaciones íntimas y amistosas con los líderes de los países hermanos se mezclan amorosamente con la política doméstica.

Somos más LATINOAMERICANOS que nunca antes, desde




Daniel 
Mancuso

No hay comentarios:

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

blogs N - Z

hermanos

hermanos

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

hijos de puta

hijos de puta

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen