buscador

Búsqueda personalizada

martes, 1 de junio de 2010

ISRAEL ASESINA EN ALTA MAR




El crucero Mavia Marmara y otros 5 navíos había partido el domingo de la costa de Chipre, llevando cerca de 700 activistas y 10 mil toneladas de provisiones para Gaza. Era el más grande esfuerzo hecho para romper con el bloqueo que, en 2007, Israel impuso al territorio de Gaza.

Ayer, el ejército israelí tomó por asalto en aguas internacionales la flotilla de barcos que transportaba la ayuda humanitaria a la Franja de Gaza y mató a por lo menos 9 de los miembros de las ONG organizadoras.

La información sobre las víctimas es confusa. Desde el gobierno de Netanyahu dicen que 10 personas resultaron muertas. El embajador de Egipto ante Naciones Unidas fijó la cifra de asesinados en 19. Anoche, todas las fuentes coincidían en “al menos nueve”. El diario israelí Haaretz estimaba que, al menos, 32 pasajeros seguían detenidos.

El presidente egipcio, Hosni Mubarak, ordenó hoy abrir el paso fronterizo de Rafah con la Franja de Gaza, el único hacia ese territorio palestino no controlado por Israel, para el envío de ayuda humanitaria y el traslado de enfermos.

  • Uri Avneri, veterano activista israelí por la paz, de 87 años, dijo: Sólo un gobierno que perdió todo estribo y contacto con la realidad pudo enviar a su fuerza armada a atacar a un barco con ayuda y activistas humanitarios y hacerlo en aguas internacionales.

  • Leila Shahid, militante histórica de la causa palestina y actual delegada general de la Autoridad Palestina ante la Unión Europea dijo: Los barcos no llevaban armas. Es una mentira completa. Los barcos fueron controlados por los gobiernos de los tres países a partir de los cuales zarparon, es decir, Turquía, Grecia y Chipre. Las autoridades de estos tres países le garantizaron a Israel que no había armas en los barcos. Pero Israel atacó igual en virtud de una decisión política que el primer ministro Benjamin Netanyahu debe asumir. Hay que preguntarse por qué actuaron así. Israel hubiese podido prohibir el acceso del barco sin disparar balas reales. No intentaron detener el barco, quisieron matar a los pasajeros. Hay una censura militar sobre todas las informaciones.

Para ocultar el crimen a la comunidad internacional, luego del asesinato en altamar, El Ejército israelí mantiene confiscadas las grabaciones de vídeo, cámaras de fotos y los teléfonos de los activistas que viajaban en la flotilla humanitaria asaltada ayer por comandos de élite israelíes en aguas internacionales.

El material grabado por los activistas en los barcos "fue confiscado por el Ejército durante la operación", dijo una fuente oficial israelí, la cual señaló que el material se encuentra en manos de las fuerzas de seguridad.

  • Ricardo Forster, filósofo argentino, opina: El ataque de ayer a una flotilla con ayuda humanitaria para Gaza genera una mezcla de indignación y tristeza. Indignación porque se trata de la política de un gobierno ubicado en una derecha militarista. Tristeza por la reducción de Israel a un Estado belicista que ni siquiera respeta territorios internacionales, como lo demostró ayer. Pero sobre todo tristeza porque no se puede construir paz entre dos Estados.

    Las explicaciones son difíciles y deben buscarse en la lógica de una radicalización del conflicto por parte de un gobierno autoritario que no quiere generar diálogo. No hay justificación alguna a lo que sucedió ayer. Fue una acción brutal, desmesurada, que merece el máximo repudio. Es desmesurada porque fue dirigida contra un pueblo débil. Podríamos, en otro contexto, llegar a plantear las críticas al extremismo islámico, que operaría como una justificación. Pero ya no alcanza. Se debe prestar atención a la lógica de confrontación ensayada por Tel Aviv.







"¿Dónde tenía la cabeza?", "Puño de fuerza", "Los desaguisados como método de acción", "Completa estupidez", "Liderazgo de tontos", "El precio de una política deficiente" o "Fiasco en alta mar", son algunos de los muchos artículos de opinión y editoriales que hoy visten los principales diarios de Israel.

Es la primera vez que Netanyahu, que llegó al poder en marzo de 2009, tras formar una coalición de derecha, afronta una ola de críticas de esta magnitud de la opinión pública de su país, después de una de menor intensidad en marzo, tras la peor crisis diplomática con Estados Unidos en décadas.

"Casi todo lo que hacemos en los últimos años sufre de alguna deficiencia, de falta de inteligencia, para incurrir en la negligencia", escribe la columnista Sima Kadmon en su artículo diario en el diario Yediot Aharonot, el de mayor tirada.

El periodista Eitan Haber, ex jefe de gabinete del asesinado primer ministro Itzjak Rabin, asegura que el problema que representaba la flota humanitaria para Israel "se podía haber resuelto de forma pacífica", pero nuevamente Israel se dejó llevar por la creencia de que "en la fuerza está la solución".

Por su parte, el escritor David Grossman argumenta en el diario Haaretz que "ninguna explicación puede justificar o blanquear el crimen que se ha cometido, ni hay excusa para la estupidez con la que el gobierno y el ejército han actuado".


Israel asesina y miente. Contradictoriamente a los informes de la Organización de Naciones Unidas (ONU), el Gobierno de Israel aseguró este lunes que en la Franja de Gaza no hay una crisis humanitaria y que el ataque contra la flota de activistas humanitarios con ayuda para Gaza se ejecutó porque eran terroristas y querían llevar un mensaje de odio contra esa nación.

Los objetivos de la flotilla para Gaza no eran sólo humanitarios, no eran mensajeros de buena voluntad y lo que querían era enviar un mensaje de odio al pueblo de Israel, dijo el representante de Israel ante el Consejo de Seguridad de la ONU, Daniel Carmon.

Añadió que los ocupantes de las 6 embarcaciones tenían conexión con el grupo rebelde Hamás y que apenas los soldados subieron a una de las naves fueron atacados con cuchillas.

Ante la condena mundial por el ataque y contra el bloqueo a la Franja de Gaza, Carmon reiteró que: no hay crisis humanitaria en ese territorio palestino.

Sin embargo, la Agencia de la ONU para los Refugiados de Palestina (UNRWA, por sus siglas en inglés) informó que en enero de 2009, cuando Israel bombardeó durante 23 días seguido a Gaza, reveló un saldo de víctimas alarmante.

El saldo para el 18 de enero de 2009 era de 1.300 palestinos muertos, de los cuales 410 fueron niños y 104 mujeres. El número de heridos ascendía a 5.300, siendo 1.855 niños y 795 son mujeres, publicó la UNRWA.

El Ministerio de Salud palestino agregó que estos ataques israelíes causaron además una extensiva destrucción de hogares y de infraestructuras públicas a lo largo de la franja, entre ellas 53 instalaciones de la UNRWA, en su mayoría escuelas.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) añadió que el edificio administrativo, el de emergencia y la estación de ambulancias de la Media Luna Roja Palestina fueron totalmente destruidos durante el bombardeado, así como el Hospital de Rehabilitación de la ciudad de Gaza.

Otros datos aportados por la UNRWA son los siguientes: Gaza depende del 100% de la ayuda humanitaria. Esta organización suministra alimentos al 80% de la población, los generadores de electricidad no funcionan más de ocho horas al día y no son fiables dado su uso repetido y prolongado.

Las restricciones de transferencia de divisas entre los bancos palestinos en Cisjordania y sus contrapartes en Gaza continúan impidiendo que la Autoridad Palestina cancele sueldos a los funcionarios públicos y retrasa el pago de salarios a los funcionarios de la UNRWA, así como los sueldos a los 94 mil beneficiarios del programa de asistencia a los más pobres en Gaza.

En definitiva, las condiciones de vida en la Franja de Gaza son alarmantes, dado los bombardeos y destrozos por los ataques israelíes, además del bloqueo inhumano del Estado de Israel a esta zona.

El Comité Internacional de la Cruz Roja denunció en el 2009 que: una crisis humanitaria total amenaza al millón y medio de palestinos de la Franja de Gaza si no se toman medidas de inmediato, medidas que nunca pudieron ejecutarse, debido a la oposición del Estado de Israel y a los espaldarazos que le da Estados Unidos al gobierno de Benjamín Netanyahu.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

En principio habría que ver si el barco estaba en aguas internacionales o no. Pero me gustaría ver en los titulares de los diarios tantas sanciones a Israel como las que aparecen de Iran.

Marcelo

Anónimo dijo...

anónimo Marcelo, dejate de joder, mataron gente inocente sin justificación y a mansalva, una hijoputez.
Pedro.

Anónimo dijo...

Hasta cuando Estados Unidos apoyara a un pais que mata a activistas humanitarios, ademas de mujeres y ninos. Es una verguenza la poca cobertura que la han dado a la noticia en los diferentes medios de comunicacion. Como queriendo ocultar el sol con un dedo. Pero la Verdad sale siempre a flote y el pueblo americano que es de excelente corazon es ademas un pueblo inteligente y espero que estos hechos sirvan para llamar la atencion a este conflicto y les exigamos a nuestros lideres mas respeto a la vida y a los derechos humanos en general, independientemente de cualquier punto politico. America Speak UP! Estamos cansados de cubrir las locuras de Israel.
Amate de la Paz

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

blogs N - Z

hermanos

hermanos

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

hijos de puta

hijos de puta

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen