buscador

Búsqueda personalizada

jueves, 17 de diciembre de 2009

EL NEGOCIO DEL MIEDO Y LA INSEGURIDAD



Desde Faro de la Comunicación nos llega un informe clarísimo sobre la manipulación de la información y todos los ingredientes que componen el caldo del Miedo: la inseguridad real y la inventada, la distorsión de las cifras, las falacias comunicacionales...


El inusitado aumento de los homicidios dolosos (que son los que más nos hieren la sensibilidad y los que más impacta en los medios) no se trata sólo de circunstancias ligadas a desajustes económicos, sino que se debe a un creciente nivel de violencia inédito en el mundo entero, en donde la frialdad y el desprecio por la vida humana es un fenómeno en aumento.

Los datos que verán a continuación son extraídos de este enlace de las Naciones Unidas:

http://www.unodc.org/documents/data-and-analysis/IHS-rates-05012009.pdf




Argentina:
40 millones de habitantes (estimada)
Nivel de homicidios cada 100.000 habitantes: 5.4
5.4 = 5.5 homicidios dolosos por día en Argentina.


México:
106 millones de habitantes
Nivel de homicidios cada 100.000 habitantes: 11.1
11.1 = 32 Homicidios dolosos por día en México.


Estados Unidos:
300 millones de habitantes
Nivel de homicidios cada 100.000 habitantes: 5.8
5.8 = 54 Homicidios dolosos por día en Estados unidos.

Brasil:
192 millones de habitantes.
Nivel de homicidios cada 100.000 habitantes: 26.2
26.2 = 136 Homicidios dolosos por día en Brasil.

(Los resultados de estas cifras se han obtenido multiplicando los índices de 100.000 por sus partes en millón de habitantes correspondiente a cada país, y luego dividido por los 365 días del año.)

Observando estas cifras es muy fácil deducir que es lo que le sucedería a Barak Obama si la Fox, su principal detractor, fuera tan infame y le mostrara a 54 parientes de las víctimas, dolidos y sacados, con justa razón, insultándolo o echándole culpas por los hechos, y a su vez rogando por que abandone el gobierno… Seguramente terminaría en un hoguera…

Lo mismo le sucedería a Lula si la Rede Globo le pusiese en pantalla a parientes de 136 personas que mueren en Brasil por día…

(En un principio 136 muertes me parecieron un error, pero las ecuaciones lo ratifican)

Por suerte para estos países esto no sucede, quizás la prensa tome las cosas con más seriedad y consideren las estadísticas reales y contundentes que demuestra un fenómeno de violencia que no es adjudicable solo a situaciones económicas de un país, muchos factores intervienen en este proceso...

Un asesinato, solo uno… es suficiente motivo de indignación y merece ser reflejado y tratado “pero con responsabilidad” y sin ocultar los datos que vimos antes, El endilgar este fenómeno a una desinteligencia del gobierno es irresponsable, por que como vimos antes, en otros países no se lo refleja de una manera revanchista, necesita un enfoque más serio, aquí de la forma que se está haciendo tiene una intencionalidad.

En este sentido incendiar un país por no querer abandonar le categoría de monopolio… (GRUPO CLARÍN, GRUPO UNO, LA NACIÓN...) es por demás condenable y solo manifiesta el egoísmo desmedido de un cierto grupo empresarial, que de ninguna manera ignora estos datos y como deben ser reflejados.

También deberíamos preguntarnos, por qué ciertos personajes mediáticos, si bien devenidos del mundo de la frivolidad y de la opulencia del éxito, se detienen en remarcar estas cosas, si no están ajenos a estas cifras y saben muy bien el impacto que producen sus opiniones…

¿Qué los impulsa a plegarse a la desinformación…?

¿Les interesa de verdad la conciencia de su público…?

Estos índices se vienen manteniendo a nivel mundial desde hace por lo menos 5 años y más bien hablan de un nivel creciente de violencia humana, en vez de desesperación económica solamente.

En este grafico se observa claramente que la línea azul (Hechos delictuosos totales) muestra un pico en 2001-2002 y descendiendo en el 2003 y aun mas en el 2007-2008 y la línea verde (Delitos contra la propiedad) sufre idéntico comportamiento… por lo tanto por más que nos pese, los delitos contra la propiedad y generales, no se encuentran en el peor momento.


informe
Julio Fernández Baraibar


Sin embargo obsérvese que la línea roja (Homicidios Dolosos) avanza firme, sin sobresaltos y lentamente hacia un alza pequeña pero sostenida.















haga clic sobre los cuadros para agrandar














En la Argentina, en 2007 se perpetraron 711.987 robos, hurtos y otros delitos contra la propiedad (datos del Ministerio de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos, Sistema Nacional de Información Criminal).

A su vez, en Francia, desde febrero de 2007 hasta enero de 2008, se comprobaron 2.352.951 delitos contra los bienes, es decir 6.446 delitos por día. De ellos, los robos fueron 1.778.888 y las destrucciones y degradaciones 461.977 (datos del Ministerio del Interior, Policía Nacional, Observatorio Nacional de la Delincuencia, Bulletin Mensuel, febrero de 2009).

De acuerdo con estas cifras, la tasa de delitos contra la propiedad por cada 1.000 habitantes fue en Argentina de 17,8 y en Francia de 37,3; es decir, sufrimos menos de la mitad de robos y destrucciones que en Francia. Calculado por la misma proporción: de cada 1.000 habitantes.

fuentes:

http://www.unodc. org/documents/ data-and- analysis/ IHS-rates- 05012009. pdf

http://uol.elargentino.com/Impresio n.aspx?Id= 36334

http://rambletamble .blogspot. com/2009/ 11/inseguridad- una-realidad- heterogenea- y.html



El miedo es un gran negocio.

Especialmente para las 800 empresas de seguridad privada e investigaciones que operan en todo el país.

Según fuentes de las cámaras que los agrupan, llegan a facturar unos 800 millones de pesos por mes y casi 10.000 millones al año, la misma cifra que está prevista en el presupuesto nacional para todo el sistema penal, de seguridad interior y de inteligencia que, para todo 2010, prevé un gasto total de 9.892 millones de pesos.

Es decir que el dinero que embolsan estas empresas supera a las erogaciones públicas para el sostenimiento del Sistema Penitenciario Federal, Gendarmería Nacional, Prefectura, Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria, etc...

Eso no es todo: la facturación anual del negocio de la vigilancia privada supera en 1.900 millones a todo el presupuesto previsto para el Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea en 2010 y es casi idéntico a toda la partida prevista para financiar el sistema de salud pública.

La facturación concentra 2.600 millones de dólares por año, una cifra para un negocio que registra un promedio de crecimiento anual del 4% en forma sostenida, aunque en sus mejores épocas, como en 2001, llegó al 9%, una tasa de desarrollo envidiada por muchas actividades industriales de la Argentina.

Es un silencioso ejército de 200.000 vigiladores privados que trabajan un mínimo de 10 horas diarias y que custodian los bancos, edificios, empresas, consorcios, barrios, countries, depósitos y plantas industriales de todo el país junto a las fuerzas estatales de seguridad. De los 200 mil efectivos, que cobran un salario promedio de 1.500 o 1.600 pesos mensuales, el 25% es ilegal, es decir que en todo el país hay unos 50 mil agentes privados que reportan a una estructura de seguridad paraestatal que elude los controles del Estado.

En el área metropolitana (Capital Federal y Gran Buenos Aires) hay entre 2 y 3 vigiladores privados por cada policía. Según los últimos datos oficiales, la Policía Federal cuenta con 41.600 efectivos repartidos en todo el país. De ellos, más de 30 mil están apostados en los 203 kilómetros cuadrados de la ciudad. En el caso de la provincia de Buenos Aires, su tropa supera los 80 mil hombres, pero el 60% de su estructura está concentrado en los tres cordones del conurbano bonaerense.

Además, La bonaerense tiene 54.000 hombres.

En esa zona, también está concentrada la mayor cantidad de agentes privados. De acuerdo a estimaciones de la Cámara Argentina de Empresas de Seguridad e Investigación (CAESI), que agrupa al 95% de toda la actividad, en provincia de Buenos Aires está el 46% de toda la tropa legal y en negro, es decir, unos 92.000 hombres uniformados de 100 maneras distintas.

En la ciudad opera el 36% del total nacional, una cifra cercana a los 72 mil vigilantes legales e ilegales. Las cifras arrojan una comparación preocupante para toda el área metropolitana: hay 164 mil vigilantes frente a 78 mil policías federales y bonaerenses, es decir, dos agentes por cada efectivo estatal. El resto del negocio está repartido en Santa Fe, Córdoba y Mendoza, con porcentajes que varían entre el 8% y el 10% del total.

En todo el país hay 780 countries y barrios privados, pero sólo en los tres cordones del conurbano hay 500. Todos los empresarios consultados admitieron que:

“...aunque la crisis impacta en el negocio, la variable más importante es la percepción de inseguridad, algo que varía con cada crimen resonante”.

La frase refleja la compleja relación entre el miedo y la difusión mediática de los casos.

Nada es casual, como bien titula su blog el amigo y compañero MOO.

Para el negocio de la seguridad privada, el miedo puede más que el bolsillo y para 2010 se espera un crecimiento superior al 5 %. En el caso de los medios, la amplificación del espanto es un recurso que todavía no está tarifado, pero para el ejército silencioso la difusión del miedo es todo ganancia. Un negocio sin precedentes, menos para las víctimas.

La seguridad privada es un negocio exorbitante en todo el mundo, pero en la Argentina no existe una ley federal que la regule. Sólo existen normas provinciales y si una empresa quiere operar en todo el país, debe sacar licencias en cada jurisdicción, un recurso directamente proporcional a su capacidad de lobby, pero también, el mayor obstáculo para saber cuántas empresas hay.

Controlarlas, resulta un debate crucial que está postergado. La última vez que se discutió la necesidad de fiscalizarlas fue luego del asesinato del reportero gráfico José Luis Cabezas. Desde el 25 de enero de 1997, la empresa de seguridad Brides, del empresario telepostal Alfredo Yabrán, quedó al desnudo. Allí trabajaban varios torturadores perseguidos por crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar. Se habían refugiado en la zona gris de la falta de control. La idea no era nueva.

Antes del golpe militar de 1976, el Batallón 601 del Ejército había creado las empresas de seguridad Magíster y SIDIP, dos cuevas que operaban bajo órdenes del temible general del Ejército Otto Paladino. La patota era comandada por el torturador Aníbal Gordon junto a Eduardo Alfredo Ruffo, José Miguel Save y el Indio Castillo, entre otros.

Desde el origen, los expertos en seguridad privada provienen de las policías y de las tres fuerzas armadas. El caso más reciente es el ex comisario de la Federal Jorge “El Fino” Palacios, dueño de Strategic Security Consultancy y socio de ARPA, las dos oficinas donde diagramó la estructura de la actual Policía Metropolitana, la fuerza de la que fue jefe antes de su estreno. Ahora el otrora hombre fuerte de la federal esta preso, pero la Justicia ya determinó que el espía Gerardo Ciro James, encarcelado por escuchas ilegales, se comunicaba con teléfonos de esas dos empresas.


Sumamos otro informe: La multiplicación del miedo por Eduardo Blaustein.

"...Sin negar la existencia real del problema de la inseguridad, el hecho de llevar cada caso a primerísimo plano para exacerbar su dimensión ha sido una de las estrategias elegidas para crear un clima de “colombianización” desde que se sancionó la Ley de Medios. La estrategia se complementa ya sea con la feroz invisibilización de ciertas iniciativas oficiales, con el recorte interesado de las mismas o con la puesta en escena de una refundación democrática a partir de la conformación del nuevo Congreso.

"Esa estrategia resulta aún más evidente cuando se pone la lupa sobre ciertos actores del sistema mediático. Así por ejemplo, TN dedicó 5 horas y 13 minutos al tema inseguridad contra una hora 10 dedicada a la actividad de gobierno. La relación en Telenoche del canal 13, es decir del sistema Clarín, fue de 2 horas 43 contra 24 minutos. En el caso de los informativos de América, se dedicaron 18 minutos y medio al discurso opositor contra los 25 de TN y una hora 11 minutos de C5N, que a su vez utilizó 41 minutos en recrear los infiernos desatados por los movimientos piqueteros..."

(...)

"...La exacerbación del tema de las movilizaciones piqueteras es otro clásico que forma parte de un recorte en los modos en que los pobres aparecen en la pantalla. También en ese punto el mero recorte en los contenidos de los noticieros es una herramienta de análisis escasa. Eternamente los pobres aparecen asociados a una idea de barbarie y violencia desde los reality shows a espacios presuntamente periodísticos como GPS y Policías en acción: borrachos, brutos, sacados, violentos.

"La versión opuesta y esquizofrenizante es la romántica: sucede cuando se muestra con bombos, lágrimas y platillos cómo una ONG de buenos chicos blancos y sensibles hace algo bueno por los pobres, aun cuando en términos de impacto real esa buena acción sea incomparable con la escala medible en millones de personas que sí tienen las políticas sociales implementadas por un Estado del que sólo se muestran sus turbiedades, opacidad, ineficiencia o clientelismo. Se llame asignación por hijo, construcción de viviendas, cloacas o represas, el Estado “no hace nada”. El país es apenas una vaga geografía inquietante, incontrolada, fértil para la multiplicación de crímenes, robos y homicidios...".

continuaremos develando mentiras y falacias...


Daniel Mancuso


6 comentarios:

Daniel Aranda dijo...

Excelente Daniel. A ver si estos brutos alguna vez ven algo más de lo que les vende la red nacional de 5/8 de desinformación

amateurista dijo...

claro, como es un mal mundial no hagamos nada...

Anónimo dijo...

la nota no dice eso, este amateurista es un pelotudo gorila e inculto, no entendió nada

Anónimo dijo...

Este articulo me gusto porque es objetivo, con cifras, datos, estadisticas...

German dijo...

Un muerto es malo, no hay que matar al que informa si no sacar al ejercito a la calle como en Brasil o Mexico y terminar con la delicuencia por las buenas o las malas

Daniel Mancuso dijo...

German, te recomiendo que vuelvas a leer la nota. NO estamos a favor de la delincuencia sino que se la combate con trabajo e inclusión social, no con mano dura y miedo mediático inducido,
saludos.

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

blogs N - Z

hermanos

hermanos

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

hijos de puta

hijos de puta

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen