buscador

Búsqueda personalizada

miércoles, 29 de julio de 2009

MONSEÑOR



¿Por qué deberíamos suscribir las opiniones de la Iglesia quienes no profesamos la fe católica? Es decir: Los ateos, musulmanes, judíos, agnósticos, descreídos, desilusionados y apóstatas, más un montón de otros credos y rejuntes...

La Iglesia califica de "neomarxista" el manual oficial sobre educación sexual:

Cómo siempre lo ha hecho desde tiempos inmemoriales, La Iglesia intenta, de modo autoritario, poner debajo del paraguas de su doctrina a toda la población, presionan desde los medios de confusión, machacan y machacan y hacen declaraciones públicas apretando a los gobernantes.

« El titular de la Comisión Episcopal de Educación Católica, arzobispo Héctor Aguer, salió a cuestionar duramente las orientaciones oficiales para impartir educación sexual en las escuelas y consideró que en el manual para formadores subyace una "imposición totalitaria" de dogmas ateos... »

Maestros en la construcción de falacias, los obispos dan vuelta el sentido de los hechos, su visión fundamentalista de la vida proyecta sobre los otros las propias falencias y miserias, sus modos y actitudes reñidas con la libertad de elegir.

«...Utilizando términos con un alto contenido ideológico, el prelado advirtió que el manual "Material de formación de Formadores en educación sexual y prevención del VIH/sida", que difunde el Ministerio de Educación, tiene una visión "reduccionista", "constructivista" y "neomarxista" de la sexualidad ».

«...La tan mentada neutralidad religiosa del Estado en el ámbito educativo, el célebre laicismo escolar, no es compatible con la imposición de una dogmática constructivista y atea que resulta una especie de religión secular, ajena a la tradición nacional y a los sentimientos cristianos de la mayoría de nuestro pueblo ».

No lo escuché al obispo opinando sobre los métodos educativos del padre César Grassi con los chicos de la "Fundación Felices los niños". ¿Sería lícito tomar el ejemplo de ese benemérito hijo de la Iglesia, monseñor? ¿O prefiere que sigamos las enseñanzas del padre Christian Von Wernich?

«...Tras considerar que el texto ministerial apunta a "descalificar" la educación en el amor, que desde hace años se imparte en las escuelas confesionales, reiteró que "por su tenor parece otra imposición totalitaria del Estado, ya que en ninguna de sus propuestas toma en cuenta la libertad de conciencia, tanto de los alumnos como de sus padres, garantizada por la Constitución y la misma Ley de Educación Nacional"».

Monseñor Héctor Aguer debe saber mucho de pederastas y sodomía, pero ¿Qué carajo sabe de amor, familia y matrimonio? ¿Alguna vez amó, tuvo una familia con esposa e hijos, estuvo casado ? ¿No? y entonces: ¿POR QUÉ NO TE CALLAS?

«...El arzobispo platense cuestionó el manual gubernamental por inculcar en niños y adolescentes el derecho al sexo como un derecho humano, sin referir al "amor, la responsabilidad, el matrimonio y familia como proyecto de vida", y también por ofrecer una visión "neomarxista" al interpretar la sexualidad según la dialéctica del poder ».

¿Sabe una cosa? Su lenguaje me hace acordar de los totalitarios y ateos integrantes de los centros clandestinos de detención, los chupaderos, que gozaban de las visitas de algunos curas, y no fueron criticados por usted, señor obispo.

«...El arzobispo Aguer opinó que el "programa" oficial conduce a "excluir la autoridad de los padres y los derechos y deberes que brotan de la patria potestad", hecho que califica como "una verdadera subversión del orden jurídico", y dijo percibir "un peligroso avance totalitario sobre la libertad de conciencia y sobre la libertad de enseñar y aprender" ».

¿En qué quedamos obispo? Si uno es libre para tener sexo, con amor o sin él, sin necesidad del permiso paterno, ¿Dónde está el totalitarismo? Antes bien, es totalitaria la intención de subordinar la libertad de los educandos a las pretenciones adultas, sin atender a la realidad y los deseos de cada individuo.

«...No es la primera vez que la Iglesia, y particularmente Aguer, chocan con las autoridades educativas por la obligatoriedad del dictado de educación sexual en las escuelas y otras materias curriculares. En febrero de 2007, la Conferencia Episcopal Argentina presentó su propio manual de "educación para el amor", a modo de alternativa a las orientaciones "reduccionistas" (según los obispos) impartidas desde el Estado ».

No lo escuché opinar con tanta vehemencia durante la dictadura genocida, cuando secuestraban y torturaban, desaparecían y mataban argentinos. ¿Usted sabe quién fue monseñor Enrique Angel Angelelli? La de 1976, esa fue "una verdadera subversión del orden jurídico"
pero usted se mantuvo calladito monseñor Héctor Aguer.

«...En esa guía-marco para que los docentes de colegios católicos puedan hablar de sexo con los alumnos, la Iglesia insistió en propiciar las relaciones sexuales dentro del matrimonio y el empleo de métodos naturales de anticoncepción. El plan eclesiástico arranca a los 6 años hablando sobre los principios religiosos acerca de la persona humana y la familia ».

¿El obispo vive adentro de un frasco? En los tiempos que corren abundan los embarazos adolescentes, el aborto clandestino, la proliferación de enfermedades de transmisión sexual... Pero el obispo abjura del uso del profiláctico y propicia los cinturones de castidad para el control de la natalidad y el cepo para los masturbadores compulsivos. ¿Qué hacemos con todos los degenerados que dan misa y visten sotana?

«...A los 12 plantea la búsqueda de la identidad, la diferencia entre "el impulso sexual, el instinto sexual y la tendencia al amor", habla de "pornografía y consumo", y remarca que la gestación de un hijo requiere del aporte del padre y la madre. También se refiere a la "confusión entre placer y felicidad" ...»

Sin dudas, el obispo prefiere que se enseñe "Corte y confección" a las niñas y para los niños: "Introducción al Monaguillismo", mechado con charlas intensivas de catequesis. De las miles de muertes por abortos clandestinos, los enfermos de SIDA, las mamás adolescentes, de eso el obispo no quiere hablar... Repito, monseñor Héctor Aguer: ¿POR QUÉ NO TE CALLAS?

Daniel Mancuso


5 comentarios:

donchango dijo...

Hay que escracharlo, que nunca camine solo.

Anónimo dijo...

Todos tenemos derecho a disentir.
todos tenemos derecho a expresar libre y respetuosamente nuestras opiniones.
Mas aun cuando quienes las expresan cargan sobre sus espaldas dos mil años de experiencia en la educacion de los hombres.
Solamente hombres valientes y seguros de si,como Mons.Aguer se animan a contradecir publicamente al "pensamiento unico"

Daniel Mancuso dijo...

¿Por qué será que los anónimos, todos los anónimos entienden al revés las cosas? ¿Anónimo por qué no te hacés un blog para escribir loas al monseñor poner fotos de grassi en biquini?

javier dijo...

a ver, anonimo... vuelta a 5o grado (2000 años en 5o grado no hacen a tu educacion... la idea es ir avanzando)

el tipo habla de "la libertad de elegir" pero busca imponer sus ideas por sobre las de los demas.

la iglesia educando a los hombres? che y tinelli donde esta? muy buena la joda.

el "pensamiento unico" es justamente el de mons. aguer.

"todos tenemos derecho a disentir". bueno, disiento con el mons. aguer.

"expresar respetuosamente sus opiniones" nada mas alejado del señor aguer.

Lela/Marcela dijo...

Aguer: Hacéte una enema con tu manual y vomitá papel picado. ¿Querés????

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

hermanos

hermanos

blogs N - Z

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen

hijos de puta

hijos de puta