buscador

Búsqueda personalizada

lunes, 1 de diciembre de 2008

MIS TEXTOS



La calle que era nuestra, mutaba en canchita para jugar un picado o un cabeza, o un partido a la paleta o una mancha venenosa. Sólo de vez en cuando, algún auto distraído se atrevía a interrumpir semejantes acontecimientos...
HABÍA UNA VEZ...


Herido por el sino indefectible, abandoné en el pasado vivencias intensas que me gotean por toda partes, desde siempre, empapado despacio por la garúa lenta de la vida. Y se quedan por allí, huérfanas, sin que nadie las reclame...
PARA QUE...


El paraiso existe, siempre existió. El infierno también. No son lugares bíblicos, son el destino vivencial que nos corresponde por ganar o perder. Es la vida de mierda de millones o el placer y derroche de algunos o una aleatoria gama de grises...
IDAS y VUELTAS


Me dejo llevar por la procesión y llegamos al patio central, grande, multitudinario. Evita me mira sinuosa desde una bandera y se ríe. Yo le guiño un ojo y le cuento telepáticamente: volvimos negra, no nos ganaron. Derrotamos el miedo y la angustia...
UNA HERMOSA TARDE


Casi en la mitad de mi vida, después de años y años de devaneos e incertidumbres, creo que por fin hice algo importante para la historia, para la humanidad, para el universo. Perdonenme la exageración pero la comparación entre lo anterior tan mediocre y este presente auspicioso hace la diferencia y me dibuja un arcoiris en la noche de mis tropiezos...
CASI EN LA MITAD DE MI VIDA


Un cornetazo de plástico lo dejó sordo del lado izquierdo, la nena que soplaba se reía, la mamá también. Un aerosol furioso lo atacó de atrás. la espuma traicionera lo dejó a oscuras. Se defendió a ciegas, las manos inermes tratando de parar el ejército de chiquilinas que se arremolinaba a su alrededor. Corrió unos pasos para escapar al asedió juvenil...
ESA MAÑANA


Ella creció y se mezcló caprichosa entre los humanos. En contacto con ellos enfermó gravemente, aprendió a cambiar de rostro según la ocasión. Vengativa como una garra invisible, cuando grita aplasta las verdes praderas más rápido que la lengua de un sapo...
¿QUE PASÓ?


Te vas a recuperar y volvemos a casa, a la vida de antes, le digo hasta el hartazgo, mientras él, siempre incrédulo, me hace la seña del 7 de espadas. Le doy y le doy al inflador pero no sube...
MI VIEJO


Volvimos a sentir cierto alivio cuando escuchamos el cerrojo del portón metálico que se cerraba. Algo de paz por otro rato. Algo es algo en esas circunstancias. Una pequeñísima tregua hasta el próximo pico de terror, hasta el próximo cerrojo y la pregunta fatal: ¿ahora me toca a mí...?
ERA UNA CHICA FLAQUITA


El 86 venía lleno, bien lleno. No se podía ir para el fondo. No se podía mantener el equilibrio. No se podía encontrar una manija salvadora. Detrás, cuatro tipos estaban en el estribo empujando para subir; adelante, una piba metía y metía las mismas monedas pero la máquina, chuc chuc chuc chuc, las escupía insensible; al costado, un pibito de unos ocho años, más o menos, le encajaba la mochila enorme, llena de cuadernos y un diccionario sopena, contra la teta derecha, y eso un poco le dolía...
DESVENTURAS


Estaba impaciente, en todo, pero fundamentalmente con la gente. Con toda la gente. La que lo rodeaba, con la que se relacionaba, con la que se vinculaba, con la que tenía algún tipo de expectativas. Era como esos calores que de pronto aparecen desde muy adentro y se empieza a transpirar y transpirar...
REFLEXIONES FÓBICAS


No soy muy afecto a verbalizar lo que siento. Durante mucho tiempo, sólo construí oraciones banales en charlas insustanciales, con una prosa melindrosa y pseudo ilustrada para seducir ilusiones desprevenidas...
LAS PALABRAS


La policia pone orden empujando y machucando las sucias humanidades. Una zona residencial que se precie de ser vivida no se banca carpas mendigantes con carros oxidados, cartones amontonados, miseria expuesta. No sea cosa que se deprecie el circuito inmobiliario. La pobreza no se muestra, como no se muestra el culo...
BAJO LA ALFOMBRA


Te matan las guerras (que te inventan), el glifosato (que te fumigan), el cigarrillo (que te incitan), te mata el hambre (que te imponen), la falta de controles, la impunidad, los autos...
La MUERTE sobre ruedas


Estuvo muchos años sin poder teclear una oración. ¿Con la birome? Ni hablar, es más difícil para él. Se le pierden las imágenes y se le mezclan las ideas. Al final, se encuentra con un refrito de pensamientos contradictorios, hace un bollito y: ¡¡¡doble!!!
TIEMPO DE DISTANCIAS


Como cuando estaban los dinosaurios: hay quienes tienen la cueva, la comida y el fuego. Afuera, miles de miradas ateridas se cagan de frío...
OTRA VEZ


Me aburría. Pasaba las horas apoyado en las barandas de babor, mirando el horizonte, el agua, el cielo. A veces, tirado en una reposera, observaba los hombres foca chapaleando con las señoras ballena en pos de un tiburón inflable que no se dejaba atrapar. Al costado de la piscina, las viejas lagarto se achicharraban felices embadurnadas con cremas importadas de París...
DE CÓMO CONOCÍ AL PAPA


Cuando era chico, a esa hora se escuchaba un gallo, a veces dos (o era el mismo que se repetía cada 10 minutos, como los despertadores modernos que no dan tregua al sopor y suenan en cuotas, insistentes). Ya no quedan gallos en la ciudad, ni gallinas, ni pollitos. Solo perros...
PERROS


“Estos periodistas, con tal de vender” dice un funcionario. “Vamos a prohibirles el uso de la cámara oculta” agrega un senador. “No puede ser que se metan con pinochet” declara un ministro “es un atropeyo a la soberanía latinoamericana”. Menos mal que hay gente seria que investiga: un fiscal mediático propone por televoto dilucidar si la primera bragueta de “oxidente” tiene botones o cierre, por ejemplo...
¿ESCÉPTICO? ¡TU ABUELA...!


Las barras rojiblancas y estrellas azules flamean al tope de la moderna humanidad: Las hamburguesas con coca cola empachan a los infantes del mundo libre, cada vez más hogares tienen zapallos calados con una luz adentro, un enorme barco de utilería que se hunde de mentiras: piratea toneladas de lágrimas y dólares...
NUEVO MILENIO


Y el sol, que no calienta nada porque vino el invierno, se sube a cantar con los pibes hasta que pasa una nube y lo hace bajar. De pronto se cuela el viento que despeina a unos cuantos y se baja y se sube sin avisar. Y se lleva a volar una canción de las más viejas para que alguien la escuche y la nostalgia lo invite a dejar lo que está haciendo, para que traiga a sus hijos a la felicidad...
LA CALESITA


El muerto no era cualquier muerto. Era la mitad de "Perón y Evita", las patas en la fuente, cabecitas negras y descamisados emergiendo del subsuelo de la patria sublevado, dignidad y trabajo para los olvidados, bombardeados en la plaza de Mayo, fusilados en un basural, perseguidos y proscriptos, 18 años de exilio y un retorno anhelado...
EL VIEJO


Los jóvenes estaban destinados a abandonar Rota Greca, como todos los nacidos en el sur italiano estaban condenados a emigrar. El mezzogiorno, desde el final del medioevo, había enfermado de decadencia económica y nunca pudo recuperarse. Era la región pobre, flaca y desnutrida frente a su poderosa hermana del norte, con sus ciudades y sus robustas industrias...
BENITO y FILOMENA




Es tarde, me tengo que ir. Ya pasó media hora, la vida me espera. El se queda, va para el otro lado, para el lado contrario, o simplemente se mude a la infinita soledad. ¿Quién sabe...?
LA VISITA








Fue tal la seducción que esas caras pintadas tatuaron en mi alma que ya no gocé más haciendo las plantas y cortes en 1:50, ni las perspectivas para la entrega final de diseño, ni leyendo sobre la vida y obra de Alvar Aalto y su armonía finlandesa. Ya no había amor entre la arquitectura y yo, solo una leve amistad...
CARTA A CUALQUIERA


Ya dimos 6 vueltas al sol desde que te fuiste a pasear por las estrellas. A veces, me parece que hace un siglo íbamos caminando, de la mano, todas las mañanas, desde Plaza Once hasta Almagro para ir a bañarte en radiaciones de cobalto. Otras veces, parece que fue ayer que me enseñaste a amar a los malvones del balcón mientras tomábamos mate a once pisos del suelo, y los colectivos de la avenida no nos dejaban hablar...
FILOMENA


Nunca en sus vidas salieron a la calle a reclamar nada. Ni por la democracia, contra el FMI, contra las privatizaciones, por los maestros, por los pingüinos empetrolados, nada de eso. Salieron con dos enormes cacerolas a apoyar a los empresarios del campo, contra las retenciones móviles, "primero van por el campo depués vienen por nuestro auto, nuestra casa, por nosotros..." desafinaban la rubia y su mejor es nada...
Los MEDIOPELO(tudos)


A lo largo de la historia nuestra, recorrieron las calles de las miserias más abyectas, escribieron: "viva el cáncer", caminaron hasta Luján para escuchar a un obispo mentecato, aplaudieron los desfiles militares, repitieron: "algo habrán hecho", golpearon las cacerolas, despreciaron a los humildes, ignoraron el sufrimiento supernumerario. Miraron de arriba, de costado, nunca de frente, a los ojos...
Los GATA FLORA


Allá por el final del siglo pasado, había no sé cuántas monedas y cuasi monedas y patacones y clubes de trueque... TODO SE DESMORONABA, el país era un caos y tuvimos 5 Presidentes en una semana ¿TE ACORDÁS? ¿Dónde estaba Elisa Carrió? Quizás trocando uno de sus crucifijos por un sánguche de milanesa...
PATRIOTISMO ARGENTO


Flota en aire una dosis alta de anestesia crítica e intelectual por un lado, y la atribución de responsabilidades y culpas, inversamente proporcional a las causas. Los Problemas de nuestra sociedad no se resolverán combatiendo las consecuencias sino operando sobre los motivos que originan las cuestiones...
"MEJOR QUE MENTIR ES TERGIVERSAR".


Cauce multicolor de dolores y pesares gastados de tanto sufrir. Llantos y lágrimas destiñen su flujo que respira pena vieja, que suspira nuevas torturas: rojo explosión, bermellón metralla, granate gangrena, carmesí NN, escarlata picana, colorado secuestro, púrpura basura, rubí mutilación, según el talento de los pintores. Belleza horrenda de las olas asesinas interminables, furiosas, mezquinas...
EL ROJO PERENNE


¿Cuántos brindis no se harán? ¿Cuánto turrón ausente? ¡Tanta tristeza pobre desparramada en las sombras de la nochebuena, detrás de los cohetes y los corchos! ¿Qué sonrisas faltarán a la cita? ¿Cuántos ojos espiarán el cielo para ver los fulgores ajenos? ¿Quién pensará en ellos a la hora del chin chin? ¿Y si yo los olvido y me doy cuenta, me distraigo y sigo, pero de nuevo aparecen, qué hago? ¿Cómo me convenzo de que no soy un maldito insensible?
LA CULPA

No hay comentarios:

aguantan

Gaza nos duele

Gaza nos duele

Tuiter

blogs

blogs N - Z

hermanos

hermanos

blogs F - M

blogs CH - E

blogs A - C

incorregibles

incorregibles

hijos de puta

hijos de puta

en vivo

en vivo
clic en la imagen

medios y democracia

ilumina

ilumina
clic en la imagen